Lo Último

lunes, 23 de noviembre de 2015

Administrador

¿Y ahora qué, Noel?

 

Por: Laura Millano Andrade @lauramillano_



Hoy Lunes 23/11/15, en una reunión entre el actual seleccionador nacional y la federación venezolana de fútbol, se confirma la continuidad de Noel Sanvicente en el banquillo vinotinto.

En un acto una vez más de ineptitud, incompetencia y mediocridad por parte de la FVF que no es tan difícil de entender. Les explico el por qué en mi humilde opinión.

Los números y estadísticas de Noel Sanvicente al mando de la selección nacional son lapidarios: cuatro derrotas consecutivas por eliminatorias; todavía sin poder sumar, seis derrotas y solo una victoria en partidos oficiales, cuatro goles a favor y once en contra en eliminatorias, una selección sin pies ni cabeza; sin idea de juego y, lo más lamentable, sin mundial.

Éstas estadísticas y consideraciones en cualquier otro país significaría despido inmediato para el capitán del barco hundido, pero todo cambia cuando hablamos de la FVF.

En una decisión mas monetaria que deportiva, descartan una idea de despido, y el técnico, se rehúsa a renunciar. Si Noel no renuncia es porque a mi entender, piensa que todavía puede enderezar las cosas. La FVF no lo despide, porque no tienen dinero para otro, o incluso no tiene dinero para pagarle la renuncia, así de simple.

Señores, la FVF actualmente no cuenta con recursos monetarios para traer a un director técnico extranjero, no conozco en profundidad el tema de sus anunciantes pero no hay que ser muy inteligentes para darnos cuenta lo hundida que esta la federación.

Ya había escrito antes que Laureano González había expresado públicamente todo su apoyo para con Sanvicente y algunos me dijeron que cuando un presidente escolta de esa manera al técnico es solo de las puertas para afuera, ok, quizás sí, pero estamos hablando de quizás la federación más mediocre de américa. Recuerden: con la FVF todo cambia.

En la FVF hay clanes, hay grupos en la pugna por ver quién roba más, ahora con el jefe contra las rejas, la FVF es una guerra de clanes en busca del poder absoluto, cuando los dirigentes dejen de pensar (si es que lo llegan a hacer) en sus propios intereses y beneficios y se preocupen por resurgir lo que alguna vez fue un destello de alegría entre toda la oscuridad que se vive actualmente en el país, cuando eso ocurra, entonces volveremos a levantarnos y quizás, logremos el tan anhelado y por ahora lejano sueño.

Hablando de dinero…

Se dio a conocer públicamente luego de una reunión entre los directivos de los clubes nacionales y la federación que la FVF ha gastado cinco millones de dólares en la selección nacional durante los 14 meses que lleva el ciclo de Noel Sanvicente.

Se han gastado aproximadamente 600 mil dólares en vuelos chárter para jugadores y cuerpo técnico vinotinto, además de un chárter con capacidad para 200 pasajeros, que usó exclusivamente el equipo pues el entrenador no quiso que la Federación vendiera otros cupos del vuelo para compensar el gasto, como lo hacen otras selecciones.

Entre Copa América y Eliminatorias, se estima millón y medio en premios para cuerpo técnico y jugadores y cuatro mil dolares para cada uno de los 23 jugadores respectivamente.

Lo que más me indignó fue conocer que Sanvicente prefirió gastar parte de los cinco millones de dólares en pagos para las selecciones de Honduras y Panamá por los amistosos jugados en Puerto Ordaz, en lugar de recibir retribución de 500mil dólares por jugar con las selecciones de Colombia y Argentina en Estados Unidos.

La FVF le otorga a Sanvicente total apoyo monetario (en un acto que va en contra de los principios de los dirigentes) y aquí es cuando yo digo: ¿cómo es posible que ante tantas comodidades y lujos, el registro de victorias sea tan deplorable?, ¿Cómo es posible que con tantas comodidades un vestuario esté tan roto?, ¿Cómo es posible que la FVF no despida a Noel luego de tanto gasto infructífero?

Con respecto a la última pregunta eso me hace intuir que están económicamente peor de lo que nos imaginamos porque no tienen dinero ni siquiera para pagarle el despido, o que si lo tienen (incluso para pagarle a un extranjero) pero la mediocridad no los deja comenzar a pensar en pro de la selección. Cada quién decide por cuál de las dos opciones optar.

¿Y ahora qué? 

En primer lugar considero que Sanvicente debería antes que nada unir al equipo. Tratar de limar asperezas con los jugadores, convencerlos de su idea, hacerles entender lo que pide. Tratar de recomponer un vestuario roto para calmar los ánimos de los jugadores. El parón hasta marzo le viene muy bien en este propósito

Tener en cuenta que puede llegar a ocurrir deserción por parte de algunos jugadores, es decir, jugadores que den un paso al costado de la selección porque no comparten ideas con el técnico, caso por ejemplo de Moreno Martins en Bolivia. Evitar a toda costa que eso suceda, para seguir teniendo el máximo de vinotintos disponibles.

Los partidos contra Perú y Chile son vitales. A pesar de que para mí ya no hay posibilidades de ir al mundial, es de extrema importancia una victoria en ambos partidos para levantar el ánimo del equipo y la convicción de que con Sanvicente en el banquillo se puede lograr que las cosas salgan bien.

Mi conclusión.

Sea como sea, es y será Noel el encargado de la selección. El barco por los momentos está hundido, es su deber seguir luchando para sacarlo a flote. Al menos anímicamente hablando. La FVF es una pocilga, sin duda alguna, lo más logico era un despido de Sanvicente y contratar de una vez a un extranjero, pero ya lo que está podrido, está podrido y como dicen, amanecerá y veremos.

Por: Laura Millano Andrade @lauramillano_

Loading...
Suscribete vía Email :
Siguiente
« Prev Post
Anterior
Next Post »

Comentarios